Gotelé: qué es y cómo aplicarlo

Existen infinidad de métodos para pintar paredes de interiores y exteriores de hogares. De hecho, a medida que pasa el tiempo estos van variando y creando alternativas sobre una misma base que dan paso a la aparición de nuevos métodos.




No obstante, existen algunas que con el paso del tiempo han demostrado ser lo bastante interesantes y han sido lo suficientemente bien aceptadas por el mercado, que han soportado años y años siendo una opción aún presente en muchos hogares, un ejemplo de estos es el que veremos hoy, el denominado “gotelé”.

Cómo funciona la técnica de gotelé

La técnica de gotelé usa pintura con un grado de espesor superior al de la pintura común para interiores y exteriores. Esta textura permite que se obtengan una especie de gotas que a medida que la pintura se va secando, acaban creando diversas texturas.

El resultado es que en lugar de obtener la textura lisa se crea una pared con formas muy marcadas. Para muchos puede parecer un efecto conseguido únicamente con carácter estético. No obstante, muchas personas la prefieren para disimular en la medida de lo posible la existencia de irregularidades o mal estado de las paredes.

Aplicación del gotelé

aplicacion-del-gotele

Si estás pensando en aplicar la técnica del gotelé en tu hogar, deberás seguir estos sencillos pasos:

1.Tapa todos los agujeros que haya en tu pared con masilla especial para ello. La puedes encontrar en cualquier ferretería y se prepara siguiendo las instrucciones que vienen en el empaque. Asegúrate de tapar todos aquellos agujeros que provengan de colgar cuadros, estanterías, pequeñas grietas, etc.

2.Aplana esta masilla muy bien. Puedes ayudarte con una espátula o cuchara de albañil. Esto te permitirá tener un mejor acabado.

3.Toma la pasta de gotelé y combínala con 400 ml de agua. Revuelve muy bien hasta que obtengas una pasta uniforme. Procura conseguir un resultado tirando más a espeso que a líquido, ya que como hemos dicho es una de las particularidades del gotelé.

4.Aplica la pasta y no te olvides de regular su aplicación. Debes expandirla con la mano para una aplicación más completa. Asegúrate de llegar a todos los espacios de tu pared.

5.Cuando hayas aplicado el gotelé en toda el área debes dejarla secar y no tocarla en las siguientes 5 horas al menos. Si la ventilación del lugar no es demasiada, espera de 8 a 10 horas o hasta que veas que ha secado por completo. según el nivel de ventilación de la estancia pudiendo llegar a 8 en los casos con menor paso de aire.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *